viernes, 4 de junio de 2010

¿Que es un Forward?

El contrato forward es un pacto entre dos partes, una de las cuales se compromete a vender, en una fecha futura, cierta cantidad de un producto a un precio determinado, y la otra se compromete a comprar esa misma cantidad a ese precio. En este caso, el objetivo de la parte que se compromete a vender es asegurar la cantidad de dinero que recibirá por su producto, de tal forma de no depender de las condiciones que existan en el mercado de ese bien al momento del vencimiento del contrato. Por otro lado, la parte que se compromete a comprar se asegura la cantidad de dinero que tendrá que pagar para obtener el bien, y de esta forma deja de depender de lo que suceda en ese mercado. Un ejemplo clásico es el de productor de trigo y el molinero.
El primero desea asegurar lo que recibirá por su cosecha, mientras que el segundo desea fijar lo que deberá pagar por obtener el trigo que requiere para su proceso. En consecuencia, las partes contratantes no persiguen fines especulativos, sino que asegurar el precio de los bienes transados. Estos contratos pueden utilizarse también para eliminar el riesgo cambiario, pactando en este caso la paridad entre dos monedas. De esta forma, las empresas que tienen cuentas por pagar en dólares pueden fijar anticipadamente cuantos pesos requerirán para saldarlas, mientras que los exportadores pueden asegurar la cantidad de pesos que recibirán al liquidar los retornos de exportación.
Existe la posibilidad de que alguien que no tenga la necesidad ni la intención de comprar el bien, se comprometa a comprar a futuro, motivado por la expectativa de que el precio del bien en el mercado sea superior al precio pactado. Si efectivamente ello ocurre, obtiene una ganancia por la diferencia de precio, ya que puede comprar para revender, o vender directamente el derecho a comprar barato. Este comportamiento especulativo también puede darse en el que toma la posición de vendedor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada